martes, 14 de enero de 2014

CÓMO LIBRARSE DEL RESENTIMIENTO

 
¡Perdonar libera!


            Vivir presa del resentimiento es no vivir, cuando estamos sujetos a esta emoción tenemos nuestra atención fija en aquellas cosas que nos han provocado un mal o sufrimiento, sentimos nuestra sangre encenderse con el recuerdo de circunstancias o personas que nos hicieron algún daño y dejaron lastimados nuestro corazón y alma.

            Cuando sentimos resentimiento hacia algo o alguien no podemos vivir a plenitud, con alegría o éxito, pues al mantenernos enfocados en el daño lo único que hacemos es perpetuar esta inercia de sufrimiento y desdicha.

            Recordemos que ahí donde ponemos nuestra atención está nuestro poder y somos nosotros mismos quienes determinamos la calidad de vida que queremos disfrutar. Estar dándole vueltas al sufrimiento es atraer de manera constante las circunstancias y patrones de dolor que estaremos condenados a vivir de por vida si no cambiamos de manera radical nuestro enfoque.

            Cuando comenzamos el camino de la superación y desarrollo personal nos percatamos de que existen en nuestro inventario patrones emocionales, conductuales o psicológicos que es necesario analizar y erradicar para alcanzar los objetivos que nos hemos propuesto.

            El resentimiento es una obstáculo poderoso, un enemigo del éxito, pues quien lo padece no es capaz de ver más allá del sufrimiento que cree le han causado; recuerda que el resentimiento es una actitud de nuestro estado emocional que bien puede tener su origen en una causa real o ser sólo el producto de nuestra imaginación, orgullo, soberbia o vanidad.
           
            Ser feliz y alcanzar el éxito requieren un estado general de nuestro Ser enfocado al triunfo, la paz, el amor y todo lo que de bueno y positivo tiene la vida para otorgarnos y que está ahí a nuestra disposición para tomarlo.

            Quien viva con resentimiento no será capaz jamás de gozar las cosas hermosas que el mundo ha puesto para nuestro deleite.

            Hoy te quiero compartir algunas acciones que puedes emprender para deshacerte de este terrible obstáculo y conquistar tus sueños.

6 Acciones Para Deshacerse Del Resentimiento
______________________________________________________________________ 
  1. Enfócate En El Presente. No vivas del pasado, no es complicado ¡de verdad!, enfócate en tu día a día, en las actividades y objetivos que tienes que realizar hoy y ser feliz trabajando por alcanzar tu éxito. Darle cuerda a los pensamientos negativos crea un efecto de “bola de nieve” que crecerá hasta desproporcionarse, no seas esclavo del ayer. Existe tanto por disfrutar que estar anclado al pasado es la manera más miserable de perder nuestra vida.
  2. Perdona. Perdónate a ti mismo y perdona a los que crees te han hecho mal, cargar con el rencor y el coraje propios del resentimiento es vivir deseando que aquel que nos dañó sufra y pague con creces lo que nos hizo, es martirizarse con el deseo del mal que no llega. Es como el dicho: beber veneno esperando que el otro muera.
  3. Libérate De La Culpa. ¡No es tu culpa! Así hayas sido tú el causante de algún situación que te provocó dolor recuerda que no venimos al mundo con un “manual del usuario”, la vida es un proceso de ensayo-error y siempre estaremos expuestos a cometer errores. Si por causa de la ingenuidad, falta de experiencia o un simple tropiezo de la razón fuiste dañado, no te culpes, es así como aprendemos. Si por otro lado no hubo causa de tu parte para el mal recibido de igual modo, no es tu culpa; quien obró mal en tu contra ya tendrá ocasión para rectificar y superar sus propias limitaciones.
  4. Confía En Ti Mismo. Tú tienes el poder de sanar tu vida, tú tienes la capacidad de ejercer el poder de tu voluntad y encausar tus pasos en la dirección que te lleve a la felicidad, tú cuentas con todo lo que se necesita para superar los desafíos y obstáculos que la vida nos presenta, ¡TÚ TE TIENES A TI MISMO!
  5. Trabaja Por Ti. ¡Se egoísta! Para poder salir al mundo con una radiante sonrisa y una confianza a toda prueba es necesario primer volcarse al interior. Piensa sólo en ti mismo, dedícate a trabajar en aquellas cosas que necesitas mejorar, avócate a desarrollar tus talentos y habilidades, adquirir la maestría de tu Ser te dará la certeza de que no existe mal alguno que te pueda ser causado.
  6. Establece Una Meta. Dale dirección a tu vida, despeja tu mente y vuelca tu vista hacia algún objetivo que te colme el Alma y te llene de felicidad. Tener objetivos y metas es la mejor motivación para enfocarse en el presente, pensar en uno mismo y olvidarse del resentimiento. 

Recuerda:

            “El resentimiento no es una emoción que dañe a los demás, es una emoción que te destruye a ti mismo”. Tonathiu Estrada

¡Perdona!

Escrito por: Tonathiu Estrada
Martes, 14 de enero del 2014
León, Guanajuato, México

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Deja tus comentarios, saber lo que piensas es muy importante para mejorar continuamente.